INTRODUCCIÓN:

  1. Aquí se nos hace una oferta y se nos invita a aceptarla.
  2. Podemos esperar algo muy grande, y así es, unas palabras fieles y dignas de toda aceptación.
  3. Palabras por las cuales podemos ser salvos se nos invita a Cristo como nuestro salvador, a recibir descanso para el alma.
  4. Hemos de llegarnos a Jesús como nuestro reposo, para depositar en él, el peso de nuestra carga y descansar en él. I Ped.5:7

 

I. UNA INVITACIÓN AL DESCANSO. MATEO 11:28.

  1. El carácter de las personas invitadas la descripción “TODOS LOS FATIGADOS Y CARGADOS” V. 28. Son invitados a reposar todos.
    1. La fatiga- Denota un esfuerzo prolongado, la carga, el peso de algo que nos abruma.
  2. Los maestros de la ley fatigaban y cargaban con los innumerables preceptos que imponían, imposibles de soporta. Mateo 23:4, Hechos 15:10, Jesús vino a aliviar nuestra fatiga y descargarnos del peso de la ley, pues sus mandamientos no son gravosos. No son pesados. 1 Juan 5:3.
  3. Quién no esta en paz con Dios no puede hallar reposo, aunque se quiera esconder. Genesis 3:8-9.
    1. Las ilustraciones:
      1. Efraín lamentó sus pecados. Genesis 31:18-20.
      2. El hijo prodiga confeso su condición. Lucas 15:17.
      3. El publicano. Lucas 18:13.
      4. Los que escucharon a Pedro y su corazón fue compungido. Hechos 2:37.
      5. El carcelero de Filio. Hechos 16:29-30.
  4. Esta es una preparación necesaria para el perdón y la paz.
  5. La sustancia de la invitación la llamada proclamada “VENGA A MÍ” Hemos de aceptarle como nuestro médico. Marcos 2:17. Y como abogado. 1 Juan 2:1 Deseando ser salvo por él, a su manera y según sus términos.
  6. Venid y echa vuestra carga sobre él esta es la llamada que él hace en Apocalipsis 22:17.
  7. La bendición prometida. “OS HARE DESCANSAR” V.28. Jesucristo dará descanso seguro a las almas cansadas que con fe viva acuden a él, descanso del terror del pecado. Juan 10:28, Apocalipsis 6: 11, 14:13.

II. UNA INVITACIÓN A LA SUMISIÓN. MATEO 11:29-30.

  1. El significado del yugo, es el yugo de Cristo, hemos de acudir a Jesucristo como nuestro soberano y someternos a él, él llama a los que están fatigados y cargados, a tomar sobre sí. Un yugo parece añadir aflicción sobre los afligidos pero la palabra decisiva aquí sois “MI” vosotros estabais bajo un yugo que os deja fatigados, desprendamonos del y proba él mío, el cual os será fácil.
  2. Es él yugo de Cristo, él lo ha designado como buen maestro, él lo ha llevado primero. Hebreos 5:8.
  3. Este yugo sugiere servicio y sumisión los siervos y súbditos se dice que estaban bajo yugo. 1 Reyes 12: 9-11, 1 Timoteo 6:1. Él tomar el yugo de Cristo sobre nosotros es ponernos en relación de siervos de él y conducirnos en todas sus ordenes, con sumisión alegre a todas sus disposiciones, es obedecer el evangelio de Cristo. No seamos como los que mataron a Esteban “DUROS DE CERVIZ”– Cuello. Hechos 7:51.
    1. Por la verdad se ofendieron, crujían los diente. Hechos 7:54.
    2. Gritaron a gran voz se taparon los oídos y la arremetieron. V.57.
    3. Le mataron. V.58-60.
  4. La naturaleza del yugo y la carga- es un yugo fácil, el yugo de las ordenes de Cristo es un yugo fácil, no solo fácil, sino agradable. V.30.
    1. Es una carga ligera- Las aflicciones de Cristo que caen sobre los hombres y especialmente sobre los cristianos constituyen la carga de Cristo. Pablo conocía esta carga y la llama una leve aflicción. 2 Corintios 4:17, y no ha de ser comparada con la gloria venidera. Romanos 8:18.
  5. La presencia de Dios, y la simpatía hacen que el sufrimiento por Cristo sea leve y fácil

III. UNA INVITACIÓN A APRENDER. MATEO 11:29.

  1. Las condiciones para aprender a cumplir la orden son:
    1. Hemos desear aprender, hemos de acudir a Jesucristo como nuestro maestro y ponernos a aprender de él.
    2. Hemos de hacer caso de su enseñanza diariamente, hemos de familiarizarnos con lo que él dice y ponerlo en practica. Hemos de conformar nuestras vidas a lo que él hizo y seguir sus pasos. I Pedro 2:21.
  2. Las razones para aprender. Cristo es digno de enseñar. “YO SOY MANSO Y HUMILDE DE CORAZÓN” V.29. La humildad no era una virtud entre los antiguos. Era clasificada con el servilismo Jesús ha transformado aquel vicio en una virtud, a glorificado esta actitud de modo que ahora Pablo la apremia. Filipenses 2:3.
    1. Jesús es manso y por lo tanto apto para enseñarnos. Él es manso y pueden tener compasión del ignorante muchos maestros capaces son exigentes con sus alumnos.
    2. Es humilde- Condesciende a enseñar a alumnos pobres y principiantes, enseñándoles, Los primeros rudimentos y se adapta a las capacidades más humildes.
  3. El efecto de la enseñanza de Cristo V.29. El reposo para el alma, la única manera de hallar este reposo es sentare a los pies de Cristo y escuchar su palabra. Este reposo lo obtienen de Cristo todos aquellos que aprenden de él. ¿Quiere usted ese reposo?.

 

CONCLUSIÓN:

  1. Esta es la suma y sustancia del evangelio la llamada y la oferta.
  2. Tenemos una invitación al descanso, a la sumisión, y a aprender de Cristo.
  3. El yugo de Cristo es útil, bueno y gentil.

____

  • Autor de este artículo: Mario Moreno

Un comentario sobre “UNA TRIPLE INVITACIÓN – MATEO 11:28-30

  1. Gracias mis queridos Hermanos en Cristo por el envío de sermones , es muy edificante para nuestras vidas para continuar en las luchas y batallas que las libramos todos loa días., que DIOS los bediga y cuide de Uds. Saludos Hno. Rodolfo Angles Montesinos

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s